La letra de esta canción, y muchas otras más, las encontrarás traducidas al español en Letras-traducidas.net ¡No dejes de escribir algún comentario en ellas, que toda aportación será bienvenida!

Down by the waterline – Dire Straits

Sobre un romance de la juventud de Mark Knopfler, en Newcastle, la ciudad de su infancia (que no natal. Esa fue Glasgow).

Dulce rendición en el muelle.
Recuerdas cuando solíamos correr y escondernos.
Entre las sombras de los cargamentos te tomé una vez,
y estuvimos contando los números bajo la linea del flotación.

Señoritas cerca en las escaleras que bajan al puerto.
Besos franceses en las oscuras entradas.
Una sirena sonando salvaje y fríamente.
Un policía levanta la luz de su linterna sobre mi hombro.

A lo lejos viene un costero rápido y silencioso en la noche.
Sobre mi hombro, lo único que puedes ver son las luces del piloto.
Sin dinero en nuestras chaquetas, y con los tejanos gastados,
tus manos están frías, pero tus labios calientes.

Ella lo puede ver en el embarcadero, donde solían ir.
Puede sentirlo en los lugares a donde van los marineros.
Cuando camina junto al río, por las vías del tren,
todavía lo puede oír.
Vayamos bajo la linea del flotación.

Sweet surrender on the quayside
You remember we used to run and hide
In the shadow of the cargoes I take you one at a time
And we're counting all the numbers down to the waterline

Near misses on the dogleap stairways
French kisses in the darkened doorways
A foghorn blowing out wild and cold
A policeman shines a light upon my shoulder

Up comes a coaster fast and silent in the night
Over my shoulder all you can see are the pilot lights
No money in our jackets and our jeans are torn
Your hands are cold but your lips are warm

She can see him on the jetty where they used to go
She can feel him in the places where the sailors go
When she's walking by the river and the railway line
She can still hear him whisper
Let's go down to the waterline.

No soy un traductor especializado, pero sí lo suficiente como para entender una buena letra. O al menos, traducirla. Aunque a veces podré cometer errores, o no enterarme del todo de lo que quiere transmitir el autor. Pero ese es el problema que tiene traducir textos a veces tan personales. Juan Peribáñez

Publicado en Rock Etiquetado con:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*